judicial

los dioses de la culpa

Mickey Haller #5: Los dioses de la culpa

Los dioses de la culpa es la culminación de un camino personal, el de Mickey Haller. Se trata de una autoafirmación en su vocación y sus capacidades como abogado defensor. La quinta novela de Michael Connelly dedicada al abogado del Lincoln cierra un arco emocional basado en el sentimiento de culpa. En cada caso, Mick ha tenido una sensación encontrada con su misión en el tribunal. Su mentor le explicó que él solo debe procurar la mejor defensa, son los dioses de la culpa, el jurado, quienes deciden el destino del acusado. Pero para Michael Haller Jr. los dioses de la culpa son otros y tienen otro cometido.

Nos reencontramos con Mickey Haller en su momento más bajo. A lo largo de El quinto testigo, Mickey rumiaba la idea de estar en la mesa equivocada del Tribunal. En las últimas páginas incluso anunciaba su candidatura. Pero en la apertura de Los dioses de la culpa nos enteramos que su campaña saltó por los aires por un antiguo cliente al que consiguió la libertad y reincidió trágicamente. Haller vuelve prácticamente a la casilla de salida, con un nombre poco reputado y clientes poco apetitosos. Al menos, el proceso de ejecución hipotecaria sigue ofreciendo ingresos de la mano de Jennifer Aronson, su joven asociada.Leer más »Mickey Haller #5: Los dioses de la culpa

El quinto testigo

Mickey Haller #4: El quinto testigo

Si algo caracterizaba especialmente las primeras novelas de Michael Connelly era su interés por plasmar un problema social en un caso. Eso se fue matizando con el paso del tiempo. Pero con la llegada de la Gran Recesión, el periodista que seguía en él emergió de nuevo. El quinto testigo, publicado en 2011, conecta con la crisis económica que estaba sacudiendo a Estados Unidos y dejando a mucha gente en la calle por el impago de hipotecas. A cambio, los procesos contra desahucios florecieron un próspero negocio para los abogados. Mickey Haller fue uno de los beneficiados. Lisa Trammer, una de las perjudicadas. No solo iba a perder la casa, también fue acusada de asesinar al banquero que se la iba a quedar.Leer más »Mickey Haller #4: El quinto testigo

Del otro lado

Mickey Haller #3: La revocación

Este sí es mi Michael Connelly. Después de un par de historias correctas pero lejos del nivel habitual, Connelly ha vuelto a deslumbrar. El título de este resurgir es La revocación, un crossover con sus protagonistas más carismáticos, el detective Harry Bosch y el abogado defensor Mickey Haller. Será una ocasión especial, porque Haller cruza el pasillo del tribunal para sentarse en la mesa del Pueblo de California. De este modo, los hermanos comparten causa en un vibrante thriller judicial y policíaco. Una trama construida poco a poco: obsesionada con el caso, pero con espacio para las relaciones humanas. Connelly en su mejor versión.Leer más »Mickey Haller #3: La revocación

seven seconds

Seven Seconds: Black lives matter en Jersey City

«Es una mierda todo este show» viene a decir un personaje de Seven Seconds. Está hablando sobre la Justicia. Y concretando más, sobre la Justicia cuando hay negros pobres de por medio. Johnnie Cochran aprovechó ese sentir a favor de su cliente millonario en el caso OJ. Pero por lo general, los negros están en el lado débil y castigado. Desde la paliza a Rodney King a las muertes de Ferguson, sucesos recogidos por autores con conciencia social como Michael Connelly o Don Winslow. La impunidad por esas agresiones fomentó un movimiento contra la desigualdad racial y la brutalidad policial llamado Black Lives Matter. Y este podría ser el lema de la primera temporada de Seven Seconds, serie escrita por Veena Sud.Leer más »Seven Seconds: Black lives matter en Jersey City

Mick Haller #2: El veredicto

La figura del abogado defensor es siempre interesante porque pone a prueba cuánto estamos dispuestos a soportar el Estado de Derecho. Cuánto estamos dispuestos a defender el ideal de que todo el mundo tiene derecho a la defensa. Incluso cuando pensamos que el acusado apesta a culpable. Es ahí donde se defiende la justicia, cuando se fuerza a la fiscalía a demostrar sin titubeos todos los cargos para conseguir el veredicto deseado. Michael Connelly desarrolló su carrera literaria con personajes que trabajaban para la acusación, persiguiendo a autores de delitos y crímenes. Por eso Mickey Haller es tan sugerente. Entre tanto personaje persiguiendo la verdad, Haller busca sembrar la duda.

El abogado de Connelly tiene varias formas de explicar su trabajo. En El inocente, su objetivo era quitar los palitos sobre los que se giraban los platos de los malabaristas, para que cayeran al suelo y no pudieran impresionar al público. En El veredicto es más prosaico y taimado, Haller asegura que en un juicio todos mienten y tan solo hay que esperar la mentira a la que aferrarte para utilizarla como una daga contra la acusación. «Ese es mi trabajo: forjar la daga. Afilarla. Usarla sin misericordia ni cargo de conciencia. Ser la verdad en un sitio donde todo el mundo miente». El abogado defensor Mickey Haller fuerza a demostrar más allá de toda duda razonable que el acusado es culpable. Pero la cabra tira al monte y Connelly suele reajustar la historia para que no todos, de alguna manera, no se vayan de rositas.Leer más »Mick Haller #2: El veredicto

la rata en llamas

La rata en llamas, de George V. Higgins

Abrir un libro de este autor es abrir la puerta a una legión de espabilados que quizá no contribuyan mucho a la sociedad, pero conversan que da gusto. George V. Higgins conoció a muchos como ellos mientras trabajó como abogado, ayudante del fiscal o periodista. Son personas a quienes ha escuchado hablar y explicarse. Dan vida a historias que permitieron a Higgins ser considerado como el Balzac de los bajos fondos de Boston. A España nos han llegado tres de ellas, la última es La rata en llamas.

La rata en llamas tiene un mayor equilibrio de personajes de la calle y de las instituciones que otras obras de Higgins. Aunque también hay puntos de encuentro, y uno de ellos es Jerry Fein. Este abogado de poca monta trata de recuperar el edificio cuyos inquilinos que no pagan el alquiler. Y su idea es prenderle fuego. Como contratista cuenta con Leo Proctor, un sospechoso habitual de los bajos fondos y experto en mantenimiento. Pero para ello necesitan colaboración policial de los inspectores de Incendios. Sin embargo, al mismo tiempo, a un ayudante del fiscal se le ha ocurrido que es hora de perseguir los incendios en Boston. La trama se amplía incluyendo personajes como el senador cuyo distrito contiene la construcción o a una familia de inquilinos.Leer más »La rata en llamas, de George V. Higgins