El alienista de Nueva York

El alienista

Novela negra y novela histórica de la mano. Así se convirtió Caleb Carr en un autor superventas gracias a El alienista. Y a ese cóctel se entregó Anonymous content para afianzar sus primeros años como factoría de televisión, ya marcados por una estética algo intensita y un gusto por las historias algo perturbadoras. Una descripción en la que encaja muy bien El alienista, una serie protagonizada por un alienista (como se conocía a los médicos especializados en enfermedades mentales, cuyos pacientes se decía que estaban alienados de la realidad), un periodista y una joven aspirante a detective en el Nueva York de finales del s. XIX. Una terna de protagonistas que convierten a El alienista en una serie con más personalidad de la que cabía esperar.

El alienista se proyectó como una miniserie basada en la primera novela de Carr, pero dado su éxito llegó una segunda temporada adaptando el segundo libro. Los casos son algo distintos. Laszlo Kreizler, John S. Moore y Sara Howard se unen por primera vez para investigar el asesinato en serie de menores pobres prostituidos, y volverán a verse un año después para encontrar el hijo secuestrado de un cónsul español. Pero en ambos casos tenemos víctimas poco interesantes para las voces influyentes de la ciudad. Pero como suele pasar, estas élites acomodadas no salen con las manos limpias cuando se investigan asuntos de las clases bajas.

El alienista es un adictivo thriller en el Nueva York de finales de s.XIX

La serie se apoya en una atractiva estética visual, un cuidado diseño de producción y una historia bien contada. Aunque mucho de esto perdería mérito o sería insuficiente si el reparto de interpretes y personajes no acompañara. Y muy por delante de los demás aparece Sara Howard (Dakota Fanning). Es la primera mujer contratada por el Departamento de Policía. Sin embargo, su puesto se le queda corto porque ella lo que quiere ser es detective. Y vale para ello. Pero es que además de empuje para cumplir su vocación, Sara tiene un carácter mucho más resuelto que sus apagados compañeros. Como el ilustrador y aspirante a periodista John Moore (Luke Evans) y el alienista Laszlo Kreizler (Daniel Bruhl) ya hemos visto muchos. Cumplen con lo que se les pide, pero su compañera roba cada escena y tiene un mejor recorrido de personaje.

Caleb Carr continuó la serie con un tercer libro hace apenas un par de años. Justo antes de arrancar el rodaje de la serie que adaptaba el material original. No hay planes de tercera temporada ni, por tanto, si seguiría con casos del trío original o si, como el último libro, saltaría a la actualidad con un psicólogo experto en la obra del propio Laszlo Kreizler. En cualquier caso, yo recomiendo estas dos temporadas ya emitidas. Cada una cierra su arco y deja la puerta abierta a una nueva, pero no te deja a medias. El alienista quizá no alcanza el sobresaliente por repetir en tics ya vistos, pero no baja del notable alto en ningún aspecto.

El alienista está disponible en Netflix España.

2 comentarios en «El alienista de Nueva York»

  1. Sobre todo los primeros cuando se presentan los personajes, la trama y hay que acostumbrarse a un idioma distinto al espanol que tiene series y peliculas como tendencia de hoy en Netflix. Freud es la unica realizacion no espanola entre las cinco producciones mas vistas en Uruguay.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.