Eidolon James Bond

La reincorporación del agente 007 a las viñetas fue un soplo de aire fresco para el personaje. A lo largo de veinticuatro entregas, Warren Ellis ha conseguido una actualización impecable del mito y su entorno. Las doce primeras destacaron sobre todo por la presentación del universo por construir, porque la misión no era tan espectacular. Sin embargo, en este segundo arco llamado Eidolon, Warren Ellis ha escrito una historia en la mejor tradición del género. Con suspense, tensión entre aliados y una trama bastante actual para James Bond.

El volumen comienza con la habitual escena precréditos, pero sin Bond, algo con apenas dos precedentes en el cine. Y si no aparece James, tendrán que hacerlo los villanos. Es un prólogo que augura una gran historia de suspense. En él vemos a un hombre con media cara desfigurada reprendiendo a un hombre maniatado a una silla. El villano apunta con una pistola a su contable porque sus errores financieros le han expuesto. Tras unas palabras sobre la conveniencia del secreto, el dos caras le mata y afirma que “nadie debe conocer Eidolon”.Sigue leyendo

River serie

El  huracán de continuos estrenos seriéfilos permite muchas aventuras pero uno siempre acaba volviendo a sus coordenadas casa. El thriller británico es una de las mías, aunque por comodidad acabe viendo más producciones norteamericanas. Pero cuando abro la puerta, sé que todo irá bien. Mi último regreso ha sido River, excelente policíaco británico construido en torno a su protagonista y sus cargas emocionales. Y perfectamente interpretado por Stellan Skarsgård.

Abi Morgan, también creadora de The hour, tiene la virtud de presentar algo nuevo en un entorno tan clásico como este género tan manoseado. El guion mantiene el pulso narrativo entre casos cortos y la investigación argumental de la temporada. Pero sobre todo luce y es especial por su tratamiento psicológico de John River, detective de la policía metropolitana de Londres. A lo largo de seis capítulos vemos cómo el inspector afronta la soledad, la depresión y la pérdida. Es muy interesante ver cómo sufre y trata de sobrellevarlo, y cómo se proyecta en quienes le rodean. Una de las personas que más lo notan es Ira King, su nuevo compañero.
Sigue leyendo