Shutter Island

Shutter Island es la segunda novela de Dennis Lehane, tras Mystic River, fuera de la serie protagonizada por sus detectives. Lehane hace dos viajes: uno geográfico, abandona Boston como escenario del relato pero la mantiene como referencia geográfica; y otro temporal, la acción se sitúa en los albores de la Guerra Fría: 1954. Es seguramente la novela menos negra del autor, más histórica y misteriosa que callejera y criminal.La historia cuenta con una premisa habitual del género negro como es la desaparición de una persona. La cuestión es que la desaparecida es una paciente de una penitenciaría psiquiátrica localizada en una isla, Ashecliffe. En torno a la institución existen rumores de uso de narcolépticos y lobotomías, y que la mayor parte de su financiación procede de un fondo creado por el Comité de Actividades Antiamericanas. A ese escabroso punto llegan los agentes federales Teddy Daniels y Chuck Aule.

Sigue leyendo

Los amigos de Eddie Coyle

El pasado octubre me llegó el primer Fiat Lux. Y en el mismo paquete venía una joya literaria gracias a la propia Fiat Lux y a Libros del Asteroide. Esta editorial nació hace ocho años en Barcelona con un claro objetivo: “ofrecer obras fundamentales de la literatura universal de los últimos 75 años que no hayan sido publicadas antes en español o estén descatalogadas”. En esa situación se encontraba Los amigos de Eddie Coyle de George V Higgins, “la novela negra que cambió las reglas del juego de los últimos cincuenta años” según Dennis Lehane en el prólogo, que además añade que “posiblemente sea una de las cuatro o cinco novelas negras jamás escritas”.Sigue leyendo

La fiesta de Luis Gutiérrez Maluenda

La invitación a La Fiesta de Luis Gutiérrez Maluenda me tocó en un sorteo -gracias a SomNegra, por cierto-. Vaya alegría me llevé. El autor barcelonés es un actor importante de la novela negra española y algunas referencias me crearon buenas expectativas. Sin embargo, aunque interesante y entretenida, no ha terminado de convencerme.

La novela se estructura de una forma interesante. Los narradores son los cuatro protagonistas: Marta, Raúl, Susana y Salvio, todos del pijerío barcelonés, y es una idea muy atractiva porque aligera el relato cambiando el punto de vista de lo que ocurre. Sin embargo, hay un problema que la hace fallida: los cuatro personajes hablan muy parecido; de hecho hay un tic que me agota, el “a ____, me refiero”, para evitar confusiones por algún doble sentido.
Sigue leyendo

frases de Truman Capote

Tuve que ver quién era Grobel cuando me encontré con este libro. Me sentí bastante ignorante cuando, siendo yo estudiante de Periodismo, vi que es “toda una celebridad en el género de la entrevista” y que ha llegado a ser considerado “The Interviewer’s Interviewer” por la revista Playboy (de hecho, viendo sus libros publicados me apunté otro: Conversaciones íntimas con Al Pacino). Así pues, no dudé en comprarlo: un maestro de la entrevista conversando con uno de los fundadores más brillantes del Nuevo periodismo, en los últimos años de Truman Capote. Las reuniones comenzaron en octubre de 1982, Truman falleció en agosto de 1984 a los 59 años en California (donde “Ya se sabe que es un hecho comprobado que el que se queda en California pierde un punto al año en su coeficiente de inteligencia. Es completamente cierto, ¿sabe?”).Sigue leyendo

Mystic River

La primera referencia que tenía de Mystic River era la adaptación cinematográfica liderada Clint Eastwood detrás de las cámaras. Me acuerdo que fui al cine con 13 años y -erróneamente- la tildé de aburrida, de hecho no sé qué estaría pendiente porque al leer la novela no recordaba ninguna escena. Cuando el libro acabó en mis manos vi que el autor era un Dennis Lehane presentado como un escritor que “se ha trabajado su camino hasta el nivel más alto de los escritores de novelas negras” -según Booklist- y un escritor que “ya tiene un lugar entre los mejores escritores de novela negra de la historia” -según The Daily Telegraph-.Sigue leyendo