Live by night, de Ben Affleck

Live by night define las dos caras de Ben Affleck. El californiano vuelve a estrenar una adaptación de Dennis Lehane, aunque sin las críticas tan elogiosas de Adiós, pequeña, adiós. Sin embargo, como entusiasta del autor y admirador del cineasta no quise perderme en pantalla grande esta visita al género negro clásico. Además, una cosa que me gusta de las películas de Affleck como guionista es que no calca el libro. Trata de hacer una historia propia respetando los conflictos.
Sigue leyendo

Que Dios nos perdone, de Rodrigo Sorogoyen

El cine español nos sigue dando alegrías en el género negro y policíaco. La última es de Rodrigo Sorogoyen, que dirige el guion que escribió junto a Isabel Peña. Que dios nos perdone es un thriller muy potente, opresivo y cuidado. Son dos horas que se pasan volando con esta película que recibió el premio a mejor guion en el Festival de San Sebastián.

Desde mi punto de vista, la trama no es muy arriesgada pero está muy bien desarrollada. Me ha gustado más la dirección, muy realista y espectacular tanto en escenas íntimas como en vibrantes secuencias de acción. Por su parte, Roberto Álamo y Antonio de la Torre ofrecen una gran pareja de inspectores con distintas formas de expresarse. Hemos visto ya muchas y el reto está en conseguir no ser olvidable. Y creo que ambos lo consiguen desde puntos muy distintos.
Sigue leyendo
Black Mass

Como aficionado al género criminal, tenía muchas ganas de ver esta Black Mass. Dos grandes razones. Un protagonista como Johnny Depp que ya había tocado estos ambientes en Donnie Brasco (1997) y Enemigos públicos (2009). Y una historia central con un agente del FBI que quiere medrar acabando con la mafia italiana a costa de proteger a la irlandesa. Su contacto es un gánster irlandés apoyado por buena parte de su barrio, donde también creció el agente. Vista Black Mass me quedan tres ideas. Depp hace una gran interpretación como Whitey Bulger ,un tipo frío y arrogante. Hay una historia bien contada, aunque no es la deseada. Pero el director Scott Cooper no consigue hacer brillar la película.

Sigue leyendo